Saltar al contenido

Pastel Red Velvet

Pastel red velvet

El pastel Red Velvet o Terciopelo Rojo es un clásico que nunca pasa de moda. Este pastel es famoso por su color rojo brillante y su delicado sabor a chocolate. Cubierto con un glaseado cremoso de queso crema, es el postre perfecto para una ocasión especial. Esta receta es para un pastel de tamaño estándar, que debería dar alrededor de 12 porciones.

Contenido:

    Ingredientes

    Para el pastel:

    • 2 1/2 tazas de harina
    • 1 1/2 tazas de azúcar
    • 1 cucharadita de bicarbonato de sodio
    • 1 cucharadita de cacao en polvo
    • 1 cucharadita de sal
    • 2 huevos
    • 1 1/2 tazas de aceite vegetal
    • 1 taza de suero de leche
    • 2 cucharadas de colorante rojo para alimentos
    • 1 cucharadita de vinagre blanco
    • 1 cucharadita de extracto de vainilla

    Para el glaseado de queso crema:

    • 500 gr de queso crema
    • 1/4 taza de mantequilla sin sal, a temperatura ambiente
    • 4 tazas de azúcar en polvo
    • 2 cucharaditas de extracto de vainilla

    Preparación

    1. En otro tazón, bate los huevos, el aceite vegetal, el suero de leche, el colorante alimentario, el vinagre y la vainilla.
    2. Añade gradualmente los ingredientes secos a los ingredientes húmedos, mezclando bien después de cada adición.
    3. Divide la masa entre los tres moldes para pastel.
    4. Hornea durante unos 20-25 minutos, o hasta que un palillo insertado en el centro de los pasteles salga limpio.
    5. Deja que los pasteles se enfríen en los moldes durante 10 minutos, luego desmóldalos y déjalos enfriar completamente en una rejilla.
    6. Mientras los pasteles se están enfriando, prepara el glaseado. Bate el queso crema y la mantequilla hasta que estén cremosos. Añade gradualmente el azúcar en polvo, batiendo bien después de cada adición. Añade la vainilla y bate hasta que el glaseado esté suave y esponjoso.
    7. Una vez que los pasteles estén completamente fríos, coloca una capa en un plato de servir. Cubre con una capa de glaseado. Repite con las capas restantes de pastel y glaseado.

    Tips adicionales

    • Asegúrate de que todos tus ingredientes estén a temperatura ambiente antes de empezar. Esto ayudará a que se mezclen mejor y a obtener una textura de pastel más suave.
    • Si no tienes suero de leche, puedes hacer tu propio suero de leche casero añadiendo una cucharada de vinagre blanco o jugo de limón a una taza de leche.
    • Para obtener un pastel de terciopelo rojo aún más impresionante, puedes cubrir los lados del pastel con migas de pastel rojo.

    Esperamos que disfrutes de este delicioso y elegante pastel Red Velvet. ¡Buen provecho!